ConPeques

Un día en el Valle de Lecrín

El Valle de Lecrín se encuentra a pocos kilómetros de la capital, entre las comarcas de la Vega, la Apujarra, la costa granadina y Alhama. Por su disposición geográfica posee un microclima muy agradable y propicio para la agricultura. De hecho es el valle de los cítricos: la mayoría de las naranjas, mandarinas y limones dela provincia provienen de allí, dando al valle un característico paisaje, en el que también abundan los olivos y los almendros, preciosos a finales del invierno, cuando florecen (en torno a febrero).

durcal

Foto de IDEAL

Es una comarca repleta de lugares curiosos, como el Puente de Lata de Dúrcal, un puente de hierro de finales del s. XIX, patrimonio arquitectónico andaluz y obra maestra de la ingeniería del siglo XIX,construido en Bélgica por un discípulo de Eiffel -según cuentan-, por el que iba el tren con destino a la costa. Dejó de usarse para esos fines en 1976 y, aunque se propuso su eliminación, finalmente se consiguió conservarlo y hoy es transitable peatonalmente y se ha convertido en el primer punto fijo de “bungge junping” -un tipo de puenting- de Andalucía, con un salto de 48 m.

Un pueblo que me encantó cuando lo visité en los años en que daba clase en Dúrcal -no hace tanto, eh… justo cuando me quedé embarazada de Irene- fue Nigüelas. Hicimos una excursión en bici por el valle y ésta fue la primera parada: calles empinadas y empedradas, típicas casas andaluzas blancas con geranios y algunos edificios de interés como la Casa de Zayas -actual ayuntamiento-, con su jardín romántico o el Museo Almazara.

Mirador Padul

En otro momento os he hablado de la Ruta del Mamut, en los Humedales del Padul, una corta pero bonita ruta sobre pasarelas de madera por la que se puede pasear y descubrir la fauna y la vegetación propias de los humedales, con observatorios y mesas de merendero para hacer más completo el camino. Aemás, el aula de Naturaleza el Aguadero, completa la información con talleres de anillamiento de aves y vídeos informativos sobre la zona en la que el siglo pasado se encontraron restos de un mamut lanudo prehistórico.

Los Naranjos

Y para completar el día faltaba un buen sitio para comer, y os voy a presentar un mesón restaurante muy recomendable para ir con peques, especialmente en época en la que ellos puedan estar al exterior, puesto que dispone de una agradable zona de juegos ajardinada a la sombre de viejos olivos. Se trata del Mesón “Los Naranjos”, (no os engañéis por la página web, que no es gran cosa), donde se come estupendamente en su amplia terraza con unas preciosas vistas del pantano de Béznar, los árboles del Valle de Lecrín, y la nieve de Sierra Nevada, mientras los peques se divierten en los columpios.

Vistas Pantano Melegil

Antes o después no dejéis de recorrer el paseo-mirador que hay frente al mesón, desde el que podréis ver precisas vistas del Valle y el pantano junto a curiosas esculturas de bronce y unos divertidos asientos que encantarán a peques y grandes:

Asientos Melegís

Si preferís preparar una barbacoa -o un arroz, como nos preparó nuestro gran paellero valenciano- o llevar la comida y pasar una mañana o una tarde -según la época del año- al aire libre, un sitio perfecto es el Área Recreativa del Pantano de Béznar, a la orilla del mismo, equipada con aparcamientos, dos zonas de columpios, fuente, mesas, barbacoas, zonas sombreadas y servicios. Se accede por el mismo pueblo de Béznar, donde antes de llegar a la iglesia se encuentra un cartel rudimentario con la indicación “Al Pantano”, que te lleva por un estrecho camino rural que desemboca en el área. Desde esta, además, se puede dar un agradable paseito a la vera del pantano.

Área Recreativa Beznar

Y para un día de calor, nada como darse un paseo por un rincón refrescante escondido en el valle. los Baños de Urquízar, una zona de aguas termales con propiedades mineromedicinales que dicen que son muy buenas para la piel: Baños Grande Urquízar

13 Comentarios

  1. El Caldero de Nimue

    La verdad es que es un lugar precioso! Por cierto, qué buena pinta tiene ese mesón! A mi siempre me ha llamado la atención uno que se ve desde la carretera pero que no me acuerdo como se llama ( y en gmaps no veo bien el cartel, jeje). ¡Habrá que investigar un poco la zona!

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      Pues sí. Éste a mí me lo habían recomendado y no me defraudó, pero seguro que hay mucho más. Además, hay muchas excursiones interesantes por la zona.

      Responder
  2. Inma

    Lo poquito que he visto de esta zona también me ha encantado. Nigüelas es un pueblo precioso!!

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      Sí que lo es. Lástima que no haya encontrado fotos de la última vez que fui. Tendremos que volver 😉

      Responder
  3. Bienvenidosalilliput

    Me encanta el Valle de Lecrín. Mi mejor amiga vive allí y me trae unos recuerdos estupendos. Me encanta el post! Un saludo 😀

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      ¡Gracias! Tú tienes mucho que ver con Granada, ¿no? A ver cuando te dejas caer por aquí…

      Responder
  4. liamenamorr

    Pero que preciosidad de sitio! me encanta y la idea de una comida en ese meson me atrae muchisimo. Tendre que buscar el momento

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      ¡Claro que sí! Ya me imagino al pequeño Erik jugueteando en la hierba y en los columpios (cerraditos, especiales para bebés) mientras a los abuelos se les cae la baba 🙂

      Responder
  5. Cristina Toro

    En Nigüelas hay un sendero precioso que sale desde arriba del pueblo y va paralelo a una acequia de riego, es un paseo muy bonito. Nos encantó visitar el molino de aceite, está muy bien conservado y lo explican genial.
    Con respecto al restaurante los naranjos en melegis he de añadir que el 99% de la carta es sin gluten. Todo un detalle

    Responder
    1. MMar Conpeques (Publicaciones Autor)

      ¡Qué bien, Cristina! Muchas gracias por la recomendación. Es verdad que Nigüelas es un pueblo precioso… Este sábado tenemos pensado ir por el Valle. Si no llueve, a lo mejor podemos hacer ese paseo.

      Responder
      1. Cristina Toro

        Pues quizás nos encontremos, jeje

        Responder
  6. Isabel

    Me han dado ganas de escaparme el próximo fin de semana. Me recomendáis alguna ruta o zona para ver los almendros en flor? Gracias anticipadas!

    Responder
    1. MMar Conpeques (Publicaciones Autor)

      ¡Hola Isabel! La verdad es que hay almendros por todas partes. Si me pides una recomendación, recojo la que hacía Cristina en el anterior comentario, un paseo que sale de Nigüelas, uno de los pueblos más bonitos del valle y va por un sendero paralelo a una acequia y desde el que luego se puede bajar al río Torrente.
      Espero que lo disfrutéis.

      Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.