ConPeques

Playeando por Cabo de Gata con niños

Cabo de Gata es, sin duda, uno de esos paraísos cercanos a los que nos encanta escaparnos siempre que podemos para ir descubriendo los rincones que esconde el Parque Natural de Cabo de Gata – Níjar. Allí viví con el #súperpapi una de mis primeras experiencias en camping y a partir de entonces nos enamoramos de sus playas y pueblecitos con encanto. Después de aquella vez hemos vuelto varias veces, en pareja, con Irene bebé, con las tres niñas y hasta con amigos y más familias con niños. Y siempre volvemos encantados y con ganas de volver. Es el sitio perfecto para practicar el slow travel, disfrutar de los paisajes desérticos, de los escenarios de película, de las playas de aguas cálidas y cristalinas. Y como sabéis, eso es lo que más nos gusta cuando viajamos en familia.

¿A qué playa ir?

Playa de Monsul

Playa de Mónsul, 2013

Cada playa tiene su encanto. Las hay urbanas, como las de Carboneras, Las Negras, San José o Cabo de Gata, o naturales (lo que implica que no hay apenas servicios: ni duchas ni baños ni chiringuitos) pero tienen el encanto de lo salvaje, como Genoveses, Mónsul o el Playazo. Y luego hay calas preciosas que a veces tienen un acceso complicado o para las que hay que caminar con calzado adecuado, aunque luego la recompensa vale la pena, como la cala del Dedo, la playa de los Muertos o el Arrecife de las Sirenas, junto al faro de Cabo de Gata.

Playa de Las Negras

Playa de Las Negras, 2008.

¡Y las playas son tan diferentes unas de otras! Desde la arena fina de Mónsul a la arena granulada de La Fabriquilla o las piedras negras de origen volcánico que dan nombre a Las Negras.

Lo bueno es que puedes elegir la playa dependiendo también de cómo sople el viento. Si viene de Levante, es preferible ir a las playas que quedan al oeste del cabo (Cabo de Gata y alrededores) o Mónsul, por ejemplo, porque estará la mar más en calma. Si por el contrario viene de Poniente, entonces es mejor ir hacia San José, Genoveses o Las Negras.

Playa de Aguamarga

Playa de Aguamarga, 2008

Como veis, hay mucho donde elegir. Los peques van a disfrutar de lo lindo en ellas, no cubren mucho, su fina arena da mucho juego, sus aguas son cálidas y cristalinas y permiten bucear y ver pececillos fácilmente. Podéis disfrutar de todas ellas, pero no olvidéis que estáis en un Parque Natural: cuidad las playas y los entornos naturales que las rodean 🙂

¿Qué ver?

En Cabo de Gata no todo es playa. Los pueblos de Carboneras y Las Negras tienen mucho encanto para pasear por ellos. Los poblados tienen una arquitectura muy característica: casitas bajas de una planta de colores claros con tejados planos y un patio a la entrada, que tienen su origen en la arquitectura árabe y que hicieron suya los humildes pescadores de la zona.

Otras muestras de la arquitectura de la zona la podemos ver en el molino de Fernán Pérez, el castillo de San Ramón (en el Playazo), el de San Pedro (en la cala de San Pedro) o el de San Felipe en Los Escullos.

Castillo de San Ramón, El Playazo

Castillo de San Ramón, El Playazo, 2008.

El entorno del pueblo de Cabo de Gata es también muy bonito: con sus salinas donde viven centenares de flamencos que se pueden contemplar desde los dos miradores construidos, la iglesia de las Salinas o el Faro de Cabo de Gata.

Y si queremos adentrarnos hacia el interior, no podemos dejar de ver el pueblo de Níjar, con sus empinadas calles llenas de tiendas de artesanía de la zona (cerámica y alfombras) y su Atalaya, antigua fortaleza árabe, desde la que se puede contemplar unas bonitas vistas del pueblo y del entorno.

¿Dónde alojarse?

Las opciones de alojamiento en la zona son muy variadas, pues la oferta de hoteles, pensiones, campings y casas rurales es muy amplia. Yo os hablo -como siempre- desde mi experiencia, contándoos dónde hemos estado nosotros en las diferentes ocasiones en que hemos estado por allí.

Hotel Cala Chica, Las Negras: Se trata de un pequeño hotel familiar con una decoración muy cuidada, una amplia terraza y piscina. Allí nos alojamos cuando Irene tenía tan solo 5 meses, en mayo de 2008, y recordamos la amabilidad y disponibilidad del personal. Las habitaciones disponían de terraza y, algunas de ellas, con jacuzzi exterior. Más tarde intentamos volver, pero no encontramos disponibilidad en las fechas que necesitamos y nos fuimos al:

Hotel Valhalla, Carboneras: Moderno hotel con bonitas habitaciones con terraza y jacuzzi exterior, impresionantes vistas a la playa, piscina y SPA. Estuvimos allí un fin de semana sin niñas allá por 2011 y fue una estancia muy agradable.

Hotel Valhalla, Carboneras

Hotel Valhalla, Carboneras, 2011.

Camping Cabo de Gata, Cabo de Gata: Por la web parece que el camping ha sido remodelado desde la última vez que estuvimos por allí (hace mil años…). Dispone de piscina y amplias parcelas y organiza actividades de aventura (kayac, senderismo, rutas ornitolígicas) además de animación infantil en los meses de verano.

Casa Rural La Noria, Los Escullos

Casara Rural La Noria, Camping Los Escullos, 2013.

Camping Los Escullos, San José. Se trata de un complejo turístico formado por un camping con bungalows y la casa rural La Noria, donde nos alojamos en verano de 2013 un grupo formado por 4 familias y 10 peques. El entorno es muy bonito y con la casa se pueden utilizar las instalaciones del camping: piscina con animación, pistas de padel, columpios, etc. Desde ahí pudimos desplazarnos por la zona y disfrutar de la playa con los peques.

Autocaravana. Para los furgoneteros y amantes del turismo itinerante conviene recordar que nos encontramos en un Parque Natural, por lo que no está permitida la acampada libre en muchas de las playas de las que hemos hablado. Y de hecho, este es un punto que quiero recalcar: la mayoría de los amantes de los viajes en autocaravanas solemos tener esto en cuenta y somos respetuosos, pero también sabemos que hay gente incívica que nos da muy mala fama a todo el colectivo con conductas poco apropiadas -por decirlo suavemente-. Dicho esto, conviene saber que en las zonas pobladas se puede aparcar y pernoctar, lo que incluye zonas como San José o Las Negras donde, en cualquier época del año no encontrarás problemas para pasar una noche o dos, pero en los meses de julio y agosto será mucho más difícil. Un lugar donde nosotros hemos pernoctado sin ningún problema en el mes de julio -y con decenas de autocaravanas y furgonetas- es en la playa de La Fabriquilla, en un entorno precioso y con el regalo de dormir y despertarte con el rumor de las olas. Uno de esos placeres de los que disfrutamos los autocaravanistas 🙂

Atardecer desde la Fabriquilla

Atardecer desde la Fabriquilla, Julio 2015

Y ahora… ¿a qué esperáis? ¿Cuándo os escapáis a Cabo de Gata?

10 Comentarios

  1. photoraised

    Me encanta!!!! QUIERO VOLVER!!!! Como molan los Hoteles con Jacuzzi, los campings, las casas rurales y parar junto a la playa con la Autocaravana, pero sobre todo, como me gustan las playas de Cabo de gata!!!

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      ¡Y cómo me gusta a mí descubrirlas y disfrutarlas contigo! Y con las niñas… (O no…) ?

      Responder
      1. El Caldero de Nimue

        Jajajaja ¡en serio???? Vaya un comentario más poco “conpeques” jajajjaa

        Responder
  2. El Caldero de Nimue

    ¡Me ha encantado esta entrada!

    Ir visitando una a una cada playa con la memoria conforme las vas describiendo.

    Es un paraíso natural como quedan pocos en el mediterráneo español y gracias a dios que la orografía dificulta el acceso de la gente y las maquinas de la construcción a ciertos rincones maravillosos.

    Como recomendación no playera, además de las que ya has mencionado, las ruinas de las fabricas de salazón romanas y la Ermita de Torregarcía.

    Tu post me ha llevado allí este verano.

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      Jajaja gracias! Es uno de los sitios a los que no me importaría volver indefinidamente. Además, creo que me quedan muchos rincones por descubrir…
      Respecto al comentario “sinpeques” alegaré que hemos ido tantas veces en pareja como en familia, y eso lleva su componente emocional. Y realmente, me gusta tanto para una cosa como para otra ?

      Responder
  3. nuriamm

    Ahí ganas de volver al Cabo de Gata!! Tenemos que hacer una escapada allí ya!!!
    Besos y feliz verano familia!!

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      Gracias Nuria! ¡Que disfrutéis vosotros también ?

      Responder
  4. Pingback: Escapada con peques a Almería | ConPeques

  5. Inma Torres

    Estuvimos el año pasado con los peques y nos encantó, pero ya veo que nos quedaron algunas playas-paraíso por descubrir, así que no descarto volver otra vez. ¡Gracias por las recomendaciones!

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      A nosotros también nos faltan. ¡Siempre hay que volver a Cabo de Gata!

      Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *