ConPeques

Escapada con peques a Sevilla

En el pasado Puente de Diciembre nos decantamos por una escapada cercana, así que cogimos la autocaravana y nos fuimos a Sevilla, que las niñas no conocían y donde tenemos buenos amigos que teníamos ganas de volver a ver. Y es que me gusta viajar en este puente puesto que suelen ser las fechas en que las las ciudades comienzan a engalanarse para la Navidad, se inauguran los alumbrados, los belenes y los mercadillos navideños y las calles y plazas adquieren otro aspecto mucho más invernal -¡incluso con varias pistas de patinaje sobre hielo por diferentes zonas de la ciudad!- a pesar de que siga siendo otoño (y más este año, con las temperaturas que han hecho).

Me he dado cuenta de que Sevilla es una ciudad ‘family friendly‘: hay calles peatonales, muchos parques y plazas donde jugar, visitas familiares y actividades para niños en la mayoría de monumentos y museos… En definitiva, una ciudad para disfrutarla con los niños. Y eso hicimos. Estos son los planes #conpeques que elegimos en los 3 días que estuvimos:

  • Visita al Real Alcázar de Sevilla. Aunque existen visitas guiadas para familias los domingos por la mañana, nosotros llevábamos nuestra guía particular, nuestra amiga sevillana que nos explicó con mucho cariño todos los secretos del palacio real más antiguo de Europa: la mezcla de estilos arquitectónicos -islámico, mudéjar, gótico, renacentista y barroco-, la belleza de los jardines con sus carpas, patos y pavos reales, el divertido laberinto y una de las pocas fuentes musicales del mundo. Una visita imprescindible.

    Patos del Real Alcazar

    Parque de María Luisa

  • Paseo por el Parque de María Luisa y Plaza de España. Un plan perfecto para pasar una mañana soleada de otoño o preparar un picnic. Se puede recorrer a pie o en bici (incluso se pueden alquilar coches a pedales de hasta para 6 personas). En él se puede disfrutar tanto del jardín histórico, sus grandes árboles, así como sus construcciones y esculturas, como el monte Gurugú. Y finalmente, llegar a la Plaza de España, construida para la Exposición Iberoamericana de 1929 y donde están representadas todas las provincias españolas. Es un sitio perfecto para sentarse y ver pasar los carros de caballos, las barquitas y los peces del estanque
    Plaza de España.jpg

    Plaza de España

     

  • Paseo por el centro histórico: la judería, la catedral y su Giralda. Callejear por las calles de Sevilla, sus plazas, sus bares y, en diciembre, descubrir los mercadillos de belenes, de artesanía y sus pistas de hielo.

    Mercadillos navideños

    Mercadillos Navideños

  • Contemplar el atardecer desde las Setas. No exento de polémica, lo cierto es que el Metropol Parasol ha revitalizado la zona y ha convertido a la plaza de la Encarnación en uno de los centros más animados de la ciudad. En sus escalinatas te puedes sentar a descansar, merendar o simplemente, a ver la vida pasar, mientras algún artista callejero derrocha su gracia por unas monedas. Desde arriba se tienen unas vistas preciosas de la ciudad, por lo que subir al atardecer es una delicia para contemplar Sevilla desde las alturas. Y a los peques les encanta: descubren la desde otra perspectiva y se divierten subiendo y bajando por sus formas irregulares.

    Setas Sevilla

    Metropol Parasol

  • Jugar en sus parques y zonas verdes. Además del Parque de María Luisa, Sevilla ofrece a las familias otras para ir con los peques y echar un rato de juegos. El más céntrico es el del Prado de San Sebastián, que tiene columpios de madera y donde suelen montar ferias de artesanía y medievales a lo largo del año. En diciembre, por ejemplo, además de la pista de hielo, montan una feria con columpios y mercadillo, por lo que es un lugar muy concurrido. También en el centro está la Alameda de Hércules, con zonas de columpios, mercadillos navideños, pista de hielo y un carrusel. Por los Remedios está en Parque de los Príncipes, que también tiene columpios de madera, un estanque con patos y zonas verdes por donde los peques pueden corretear a sus anchas. Por último, si tenéis tiempo para echar la mañana de domingo, os propongo el plan por excelencia de las familias sevillanas: un picnic en el Parque del Alamillo, una gran zona verde con varias zonas de columpios, un trenecito y mucho espacio para correr, jugar o montar en bici.

    Parque de los Príncipes

    Parque de los Príncipes

  • Paseos sobre ruedas. La ciudad de Sevilla es también muy amiga de las dos ruedas: hay carriles bici por todo el centro, bicicletas de alquiler por todas partes (se pueden alquilar también por días o semanas) y recorridos pensados para hacerlos en bici, patines… o zapatillas con ruedas como las de mis niñas… ¡Les encanta deslizarse por el asfalto… y hace que se cansen menos!

    Sevilla con patines o bici, carril bici

    Sevilla sobre ruedas

  • Paseo por la ribera del Guadalquivir. El río Guadalquivir es fundamental para la historia de la ciudad, por lo que pasearlo o navegar por él es descubrir un poco más de Sevilla. Recorrer la ribera del río por las zonas verdes es un paseo muy agradable tanto a pie como en bici (o patines). Por este itinerario puedes descubrir la Torre del Oro, los puentes que cruzan el río -como el de la Barqueta o el del Alamillo- los pabellones de la Expo’92 -como el de la Navegación, con su torre mirador-, puedes encontrar zonas infantiles y también jardines, como los Jardines Americanos que están en la Isla de la Cartuja, puedes sentarte a contemplar los barcos que pasan o a los que entrenan remo. Finalmente, puedes llegar al Muelle de las Delicias, un nuevo sitio de moda en la ciudad, donde están el Acuario, la Noria y eventos varios. Nosotros hemos podido ver la exposición de los Guerreros de Xian, que nos ha encantado, y en donde las niñas pudieron participar en unos talleres de arqueología o de arcilla.

    Río Guadalquivir

    Paseos por el Guadalquivir

  • Isla Mágica. De abril a octubre se puede disfrutar de un día en el parque temático de Isla Mágica. Es un plan perfecto para disfrutar en familia: atracciones, espectáculos y mucha diversión en remojo. Aquí os dejo unos cuantos consejos para disfrutar de Isla Mágica con niños.

    El Vuelo del Halcón

    El Vuelo del Halcón

  • Tomar algo. Ir a alguna de las tascas del centro -que no suelen estar especialmente preparadas para niños-, sentarte en una terraza o descubrir la renovada Lonja del Barranco, un antiguo mercado del siglo XIX, de estructura de hierro que, tras su reforma, se ha convertido en un moderno espacio donde ir a tomar algo. Eso sí, los precios son caros. Nosotros, uno de los días fuimos a comer a la Hostería del Prado, del grupo La Raza,situado muy cerca del parque del Prado de San Sebastián. Se come bien y a precio razonable y lo mejor: los domingos incluye una cooking class para los niños (incluida en el menú infantil, aunque es necesario reservar) que permite a los papis una sobremesa tranquila mientras ellos se lo pasan en grande cocinando.

    Apetitosas fresas en la Lonja del Barranco

    Apetitosas fresas y dulces en la Lonja del Barranco

  • No perderse algunas de las actividades de ocio para familias o para los peques que nos proponen desde Sevilla con los peques, una completísima web donde puedes encontrar información sobre qué hacer en la ciudad: actividades en los museos, cuentacuentos, talleres y mucho más. A nosotros nos ha ayudado mucho en nuestra visita y nos ha dado muchas ideas.

    Actividades con peques en Sevilla

    Actividades en Sevilla con peques

6 Comentarios

  1. El Caldero de Nimue

    Una escapada chulísima. La verdad es que Sevilla es un pedazo de destino, y más con esos amigos tan soletes que tenemos allí!!
    ¡Qué caña lo de las clases de cocina en la hostería del Prado, no? Me parece una idea genial.
    Y les contarías a tus niñas que en la Plaza de España se filmó parte del Episodio II de la Guerra de las Galaxias, no??? Con lo superfan que son!! 🙂

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      ¡Sí! Lo mejor de Sevilla ha sido la compañía, que es que tenemos una gente muy apañá por allí que nos han enseñado un montón de sitios.
      Lo del taller de cocina fue estupendo. Cuando lo vi, no me lo pensé: las niñas disfrutando, nosotros comiendo mientras y charlando y encima luego nos trajeron el postre que habían preparado… Una idea genial para restaurantes que quieran atraer a familias.
      Y POR SUPUESTO que recordamos los paseos de Anakin y Padme por la plaza de España. Ellas no lo recordaban, pero se lo contamos 😉
      Un beso, guapa. Gracias por pasar.

      Responder
  2. Buena Ruta

    Hola amigos, nos ha gustado vuestra entrada y le hemos dado difusión en nuestro blog enlazando a esta página!

    Saludos!

    Responder
    1. MMar ConPeques (Publicaciones Autor)

      ¡Muchas gracias por incluirme en ese top 5! Acabo de verlo y leerlo 🙂 Un saludo y… ¡buena ruta!

      Responder
  3. Loli

    Con las ganas que tengo de volver a Sevilla. Hace años que no vamos y, claro, las niñas ni la conocen.

    Una pregunta: ¿dónde dormisteis con la autocaravana? Sé que hay algún área, tipo parking, más o menos accesible para llegar al centro.

    Creo que nos lo vamos a plantear para este 2017. ¡Ya toca!

    Responder
    1. MMar Conpeques (Publicaciones Autor)

      ¡Hola! En Sevilla hay un área de autocaravanas en la zona del puerto, un poco alejada del centro para ir andando con las niñas, porque la zona es fea. Nosotros nos acercamos, pasamos por toda la zona de macrobotellón e íbamos a entrar, pero no nos abrían la puerta a pesar de que habíamos avisado por teléfono y no nos daba buen rollo la zona.
      Así que nos fuimos un poco a la aventura y descubrimos un aparcamiento cerca de la zona de la feria (si vais en esas fechas no os lo recomiendo), junto al Parque de los Príncipes y muy cerca de la comisaria. Estuvimos tranquilos, aunque al principio de la noche hubo un grupo de chavales por ahí cerca armando un poco de jaleo. Este aparcamiento tiene la ventaja de que hay una parada de metro justo al lado por si no queréis andar a la ida o la vuelta.
      Como al día siguiente movimos la autocaravana para ir al Parque del Alamillo, luego volvimos a buscar aparcamiento por otra zona, y pernoctamos en la Isla de la Cartuja, al lado del Monasterio de la Cartuja y cerca de la Pasarela de la Cartuja. Ahí también estuvimos tranquilos y a un paseo del centro.
      Espero que lo disfruteis y si tenéis más dudas, aquí estamos. 😉

      Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *